Inicio » 2-3 años » Niños hiperactivos y vacaciones

Niños hiperactivos y vacaciones

2-3 años

2

Entretener a niños con este trastorno no es fácil, por eso aquí te damos algunas recomendaciones ahora que comienza el verano.

Planificar las vacaciones de los niños es todo un desafío, sobre todo para los padres que trabajan, y más aún si tienen algún hijo hiperactivo. El abandono de los horarios y la rutina escolar les afecta especialmente, por lo que hay que mantener ciertas pautas y ayudarlos a adaptarse al día a día de las vacaciones

Durante el verano es cuando más horas libres tenemos, y eso provoca que a veces los niños se aburran, lo que supone un problema para los niños hiperactivos.

“El verano supone el desafío de poder unirnos como familia, compartir, entender nuestras propias necesidades y la de nuestros hijos. Es natural que los niños aumenten su nivel de energía y por ende quieran compartir en distintos contextos. Esto provoca tanto encuentros como desencuentros, el tema es saber cómo manejar y comprender esta etapa del año”. explica Josefina Guzmán, psicóloga de Clínica INDISA.

Los niños hiperactivos se complican al tener mucho tiempo libre sin saber qué hacer. Por eso lo ideal es programar las vacaciones y hacer un planning con todo lo que tenemos previsto hacer con diversas alternativas. El objetivo es tener a los niños ocupados el máximo de tiempo posible, teniendo en cuenta que es verano y deben disfrutar. 

Recomendaciones

1.- Establecer una rutina para irse a dormir y levantarse, diferente a la del invierno para que se haga más atractiva, y respetar los horarios.

2.- Planificar actividades al aire libre ojalá todos los días.

3.- Tener cerca a un amigo sin trastorno hiperactivo, ya que eso aumenta la motivación y el autocontrol para portarse bien.

4.- Fomentar el deporte, sobre todo si es en equipo, esto ayuda a consumir energía y luego facilita el descanso.

5.- Armarse un espacio en pareja o individual diferente, para poder recargar energías y volver a manejar mejor las actividades de los niños

Hay que evitar

Los tiempos en blanco, como largas sobremesas con adultos.

La televisión, consolas y videojuegos.

Acostarlo si no se tiene sueño.

Reducir o suspender los medicamentos sin consultar al médico.